/ análisis

APPLE

Qué podemos esperar del iPhone 8: todo lo que debes saber

Qué podemos esperar del iPhone 8: todo lo que debes saber antes de la Keynote

Maribel Baena

11 de Septiembre de 2017

Si hay un momento que los seguidores de Apple esperan con ganas es el de la Keynote de septiembre, con todas las presentaciones que esta implica. Este año la expectación es aún más grande, si es que esto pudiera ser, puesto que se espera la presentación oficial del iPhone 8, el que se supone que será el iPhone definitivo, el más novedoso que la compañía haya mostrado hasta el momento.

Aunque no solo el supuesto iPhone 8 será presentado, sino que también conoceremos de primera mano el iPhone 7s y el iPhone 7s Plus, las actualizaciones menores del teléfono que Apple sacó el año pasado. Tres modelos en total, algo a lo que la compañía no nos tiene acostumbrados. ¡Pero el que todo el mundo está esperando es, sin duda, el iPhone 8!

La Keynote tendrá lugar mañana a las 19:00 horas en España, en el Steve Jobs Theater de Cupertino. Se podrá ver desde la página oficial de la Keynote de Apple en cualquier dispositivo con Safari o con Edge. Además, desde Gadgetos os iremos informando de todas las novedades del directo, para que estéis al tanto de todo.

Todo sobre el iPhone 8


Lo primero que tenemos que saber del iPhone 8 es que, probablemente, ese no será su nombre original. A lo largo de estos últimos meses hemos hablando del iPhone 7 SE, del iPhone X, del iPhone 8... Y todo apunta a que su nombre acabará siendo iPhone X. Hay quien habla también de que se podría acabar llamando iPhone Pro, pero todo esto no son más que rumores, así que no podremos saber nada seguro hasta mañana por la tarde. No obstante sí debéis tener en cuenta que las fuentes más fiables señalan a que su nombre oficial será iPhone X.

Supuestas imágenes del iPhone 8

Supuestas imágenes del iPhone 8


Una de las novedades más interesantes, y que más interesa al público, es que el iPhone 8 podría cambiar su tradicional pantalla LCD por otra OLED. Este cambio se introduciría exclusivamente en este terminal, con lo cual ya podríamos comenzar a comprender el por qué de que se señale que será bastante más caro que el otro modelo disponible.

El botón de Home podría llegar a desaparecer, dejando así más espacio a la pantalla, que ocuparía prácticamente la totalidad de la superficie delantera del teléfono móvil. De esta forma podrían adaptarse a la moda actual dentro de tecnología móvil, que es tener cada vez pantallas más grandes para permitir que los usuarios lo manejen con mayor facilidad. Pero, ¿qué pasaría entonces con el Touch ID? Apple parece haber intentado introducir esta tecnología dentro de la propia pantalla, mas todo apunta a que los últimos intentos no han ido bien. Es debido a esto que se esperan retrasos en la llegada real de los teléfonos al mercado.

Se ha hablado bastante de este retraso. Por regla general, la preventa de los teléfonos presentados por Apple comienza el viernes de esa misma semana, y los primeros envíos empiezan una semana después, aproximadamente. Pero debido a los problemas en la manufactura del iPhone 8, se cree que los envíos podrían retrasarse hasta octubre o noviembre. Habrá que esperar a ver si Apple confirma o desmiente esto.

Apple no iría en cabeza con su iPhone 8 en cuanto a novedad, por mucho que a los de la compañía les duela admitirlo. Y es que todo apunta a que su diseño se basará bastante en las características que ya sabe que le funcionaron bien al Samsung Galaxy Edge: todo pantalla, y curvas redondeadas. Eso sí, manteniendo su estética tradicional, y optando por unas curvas mucho menos acentuadas. La pantalla sería la más grande hasta el momento, y ya no porque el móvil vaya a ser mucho mayor que los que conocemos hasta ahora, sino porque aprovechará bastante mejor el espacio. Al eliminar el espacio que antes ocupaba el Touch ID, ahora será más fácil alcanzar una pantalla de más de cinco pulgadas en el mismo cuerpo.

Más datos que debes conocer


Hay algunos temas respecto al Touch ID que no están demasiado claros. ¿Desaparecerá? ¿Será integrado en la pantalla? ¿Se optará por el reconocimiento facial? ¿Se pondrá en el logo de la manzana, detrás del teléfono?

Aunque esto no es lo único sobre lo que hay dudas, puesto que el material todavía es un gran desconocido. Hay rumores que apuntan a que podría ser de cerámica, de la misma que está hecho el Apple Watch; pero esto no cuadraría con el incremento de precio (que subiría hasta los 1.000 euros) que también se rumorea. Se habla de dos posibilidades distintas entonces: que continúe siendo de acero o que vuelva a ser vidrio, para recordar al iPhone 4. Según las últimas noticias, podría acabar siendo de una combinación de estos dos materiales. Además, tendría una certificación IP67 de resistencia tanto al agua como al polvo.

Así podría ser el nuevo teléfono

Así podría ser el nuevo teléfono


A nivel interno, los mayores cambios que se esperan es que tanto la cámara posterior como la frontal graben en 4K. El hecho de que la frontal comience a grabar en 4K es sorprendente, puesto que no es una cámara que se use para grandes cosas... ¡Hasta ahora! El nuevo iPhone tendrá un procesador A11, la nueva generación de procesadores; además, la RAM aumentaría hasta 3 GB, y la memoria interna hasta los 64 GB. Se supone que la carga inalámbrica será la primera vez que llegue a Apple, aunque eso sí: el dispositivo necesario para la carga se venderá por separado.

Junto con el iPhone 8, se presentará también iOS 11, la nueva versión del sistema operativo de Apple para los teléfonos móviles, que presentará sus propias novedades.

La espera ya casi ha terminado, ¡así que mañana conoceremos todos los detalles!
0

Positivo:

Negativo: