/ análisis

SUPER MARIO RUN

Super Mario Run: un primer vistazo al juego para iOS

Apple ya ha presentado de forma oficial Super Mario Run, el primer juego del fontanero más famoso de la historia para iPhone, iPod y iPad.

Maribel Baena

16 de Diciembre de 2016

El jueves 15 de diciembre era la fecha señalada por muchos en el calendario, y es que salía a la luz Super Mario Run, el primer juego en el que el fontanero cruzaría la frontera de Nintendo y pasaría a otros dispositivos. Si bien es cierto que ya ha habido bastantes juegos que imitaban la famosa saga de Super Mario en distintas plataformas móviles, esta es la primera vez que Mario de verdad ha llegado a nuestros smartphones, y lo ha hecho de la mano de Apple.

'El legendario héroe de Nintendo es el protagonista de un juego fantásticamente adaptado al formato móvil en el que descubrirás seis mundos con todo el encanto de la saga original. Los controles intuitivos te permiten correr, saltar, girar y cargarte a tus enemigos con solo tocar la pantalla. Y además podrás competir con otros jugadores y crear tu propio Reino Champiñón'. De esta forma, la App Store presenta de forma oficial Super Mario Run, un juego en el que se nota que tanto Apple como Nintendo han estado trabajando duro.

Desde hace ya algunas semanas, se supo que Super Mario Run no sería gratis (aunque esto es algo que se podía intuir desde el principio, por supuesto), sino que su precio sería de 9'99 euros en España. No obstante, ayer los usuarios de Apple se encontraron con que podían descargar la aplicación sin pagar nada en absoluto; seguramente, bajo el entusiasmo del momento, más de uno creyó que el juego sería gratis al completo, y eso explicaría que tuviera tantas notas negativas en la App Store. Pero al llegar al mundo 1-4, el propio juego te indica que debes pagar los 10 euros para continuar jugando; de otra forma, solo podrás quedarte con los niveles anteriores.

Super Mario ya ha llegado a iOS

Super Mario ya ha llegado a iOS


No todo el mundo está dispuesto a pagar por aplicaciones del teléfono móvil, mucho menos por juegos, y eso es algo que Nintendo ya sabía de antemano. Por eso han dejado a los usuarios probar los primeros niveles del juego, ver qué es lo que pueden encontrar en Super Mario Run, antes de hacerles pagar este al completo. El problema es que, pese a haber una demo gratuita, hay quien realmente considera que diez euros es demasiado dinero para un juego de móvil. En esto ya es cuestión de opiniones; pero sí es cierto que, en muchas ocasiones, los usuarios somos demasiado exigentes. Queremos juegos gratuitos, pero que no tengan publicidad para que podamos jugar sin ningún problema. Entonces, ¿de dónde obtienen los beneficios todos los profesionales que han estado trabajando para crear este juego? Muchas veces se nos olvida que detrás de una aplicación, o detrás de un juego, hay un gran equipo de trabajo, horas de esfuerzo y dedicación y, sobre todo, muchos conocimientos previos que no todo el mundo tiene.

Sí, diez euros puede parecernos un precio un poco caro a pagar por un juego móvil. Pero en este caso también hay que romper una lanza a favor de Nintendo, puesto que los juegos de sus consolas suelen tener un precio cuatro o cinco veces superior a ese. Diez euros por un juego de Super Mario no es un precio descabellado, pese a que sí pueda parecérnoslo por ser este juego para nuestro móvil; quizás es cuestión de ver la situación de otra forma.

Pero, ¿cómo es este juego por dentro? Nosotros hemos probado la demo, y os lo podemos contar, para que seáis vosotros los que decidáis si os merece o no la pena.

Probando los primeros niveles de Super Mario Run


Super Mario Run es justo lo que promete ser en su descripción: un juego al que podrás jugar con tan solo una mano. De esto te darás cuenta justo tras descargarlo. Además, no puede tener una teoría más sencilla: lo único que tienes que hacer es ir pulsando en la pantalla para que Mario salte, puesto que correrá de forma automática. Si mantienes pulsado, sus saltos serán más largos, y si simplemente das un toque, los saltos serán más cortos. Lo que Nintendo quería conseguir con estos cambios en los controles es hacer que sea mucho más fácil, y se adapte a la interfaz de los teléfonos móviles. En mi caso, he jugado con un iPhone SE, cuya pantalla es de tan solo cuatro pulgadas, y os puedo asegurar que no hace falta nada más para jugar; si tuviera que usar las dos manos, puede que la pantalla sí que se me quedara un poco pequeña. Pero gracias a que se puede usar tan solo una, el tamaño del terminal da exactamente igual.

El objetivo es rescatar a la princesa Peach

El objetivo es rescatar a la princesa Peach


Los primeros tres niveles que se pueden ver son clásicos de Super Mario y, si habéis jugado a alguno de los juegos anteriores, los conoceréis sin duda. El primero está ambientado en un paisaje de campo, todo muy verde; el segundo es subterráneo, con muchas flores carnívoras; y el tercero es uno de los que tienes que ir saltando constantemente, puesto que no hay tierra, sino que todo son esas especies de setas-árboles que ya habréis visto más de una vez. Por supuesto, el nivel 1-4 no podía ser otro que un castillo pequeño, donde tendrás que derrotar a Bowser.

A lo largo de los tres primeros niveles, se pueden ver monedas doradas y monedas rosas o moradas; estas últimas son mucho más difíciles de recolectar. En cada nivel habrá un número específico de monedas especiales que, si recogéis, os acabarán mostrando monedas azules, también especiales. De esta forma, el juego no consiste solo en correr e ir esquivando o matando a los enemigos, sino que tiene un sentido más allá.

Sí es cierto que, si lo comparamos con los últimos Super Mario de Nintendo, o incluso los de la Wii, es bastante más simple que sus predecesores. Eso no hace que, en un primer momento, parezca prácticamente igual de entretenido. Consta de un total de seis mundos, con sus niveles cada uno, así que es un juego bastante completo para el precio que hay que pagar. Además de estos niveles, tiene también un modo de competición, donde se supone que puedes enfrentarte a otros usuarios; no hemos podido probarlo, puesto que no forma parte de la demo gratuita.

La apariencia es la misma que encontraréis en cualquier juego de Super Mario

La apariencia es la misma que encontraréis en cualquier juego de Super Mario


El estilo y la estética que encontraréis es exactamente el mismo al que estáis acostumbrados, y esto puede llegar a sorprender. Han sabido exportar a la perfección al fontanero, que ahora podrá vivir dentro de nuestros iPhone o iPad. Si buscáis un juego de la complejidad de los que estamos acostumbrados a encontrar en las consolas de Nintendo, puede que este no sea el adecuado. No obstante, si lo que queréis es tener un trozo de vuestra infancia en vuestro teléfono móvil a cambio de un precio relativamente bajo, así como entreteneros durante muchas horas, este es el juego que estabais buscando. Eso sí: necesitaréis tener conexión a internet en todo momento.
0

Positivo: La estética es exactamente la misma que la del Super Mario tradicional. No tiene ningún tipo de bug. La forma de juego es muy sencilla, intuitiva. Tiene la posibilidad de jugar algunos niveles gratis. No tiene publicidad, ni compras añadidas tras el primer pago.

Negativo: El precio puede ser considerado alto, puesto que son 9'99 euros. Tiene tan solo seis mundos. Necesita de conexión a internet.