/ análisis

STEVE JOBS

Tres momentos claves de la vida de Steve Jobs que podrás ver en la nueva película

Este viernes se estrenó, por fin, la nueva película sobre la vida de Steve Jobs. El entusiasmo que ha despertado ha sido tal que os dejamos aquí una breve guía para que podáis verla sin perderos ni un detalle.

Maribel Baena

04 de Enero de 2016

El viernes 1 de enero se estrenó tanto en España como en México la película 'Steve Jobs'. En ella, se pueden ver tres sucesos fundamentales en la carrera del co-fundador de Apple: la presentación del Macintosh, la presentación de NeXTcube y, por último, la presentación del primer iMac.

Como quizás muchos de vosotros no sepáis estos sucesos a la perfección, y para que podáis ver la película sin perderos en ningún momento - puesto que, en algunas ocasiones puntuales, los nombres pueden llegar a acumularse y los sucesos pueden pasar un poco desapercibidos... Os vamos a explicar detalladamente cómo fueron esos tres momentos claves de Jobs. Seguramente yo hubiera agradecido leer esto antes de ir a verla al cine; no obstante, tampoco fue garrafal mi fallo, puesto que fue salir de la sala y buscar todos estos datos. Y aquí estoy ahora, dispuesta a contároslo a vosotros. ¡Vamos a ello!

Steve Jobs


Steve Jobs nació en 1955, en California. Sus padres biológicos, estudiantes universitarios, tuvieron que darlo en adopción, puesto que se veían incapaces de hacer frente a la crianza de un hijo en las condiciones en las que se encontraban. Es por esto que Jobs se crio con sus padres adoptivos.

Durante su infancia, Jobs ya mostró un profundo interés tanto por la electrónica como por todos los gadgets, lo que le llevó a unirse a un club donde ingenieros de Hewlett-Packard mostraban a jóvenes las innovaciones que iban realizando. Durante la secundaria, continuó asistiendo a este club, a la par que comenzó a interesarse más por el funcionamiento de la empresa. El propio presidente de la compañía, impresionado por la actitud de Jobs, le ofreció realizar prácticas de verano en la empresa; fue ahí donde conoció a Wozniak, con el que, poco tiempo después, creó Apple Computer Company.

Jobs y Wozniak crearon el Apple I, con el que triunfó. En una década, Apple se convirtió en una empresa de unos cuatro mil empleados, y Steve Jobs era rico.

Primer hito: Apple Macintosh


Tras una breve introducción, vayamos a lo que realmente nos interesa: la primera fecha relevante en la vida de Steve Jobs que ya podemos ver en la gran pantalla. El 24 de enero de 1984, Steve Jobs presentó al mundo el Apple Macintosh, el primer ordenador personal con interfaz gráfica de usuario.

Con una memoria RAM de 128K, un monitor de 9 pulgadas y un ratón de un único botón, el Macintosh no consiguió alcanzar los datos que Apple esperaba en un primer momento. Los cálculos de Jobs fueron desorbitados, y acabaron costándole caro.

El CEO de Apple lo presentó como el ordenador personal que iba a hacer frente a IBM, su principal rival. Y, ya desde el principio, sentó las bases de la política de la compañía: un marketing brutal, unido a unos productos totalmente cerrados, compatibles única y exclusivamente con los productos que ellos mismos fabrican. Por desgracia - o por suerte - esto último es ahora un poco menos restrictivo.


Macintosh original

Macintosh original


En la película, muestran también el mítico anuncio '1984', dirigido por Ridley Scott. Inspirado en la novela homónima de Orwell, este spot publicitario ha pasado también a la historia y, por tanto, merecía estar en el film.

Sin embargo, no es oro todo lo que reluce. Las diferencias entre Steve Jobs y Sculley, director ejecutivo de Apple, eran cada vez más patentes. El Macintosh no conseguía los números que se habían vaticinado, y mientras que Jobs alegaba que era debido a su elevado precio (nada más y nada menos que 2.459 dólares), Sculley trataba de explicarle que, para bajarle el precio al Macintosh, tendrían que recortar del Apple II, el producto que más beneficios les estaba proporcionando.

Y, en mayo de 1985, todo se precipitó, y acabó con la destitución de Jobs como líder de la división de Macintosh. Poco después, acabó abandonando también la compañía que había fundado. Esta es la parte más sobrecogedora de la película; preparaos para más de un escalofrío entre escenas lluviosas, reproches y descubrimientos.

Segundo hito: NeXTcube


Pero Steve Jobs no se deja derrotar fácilmente. Viéndose en la calle, se decide a adquirir 'The Graphics Group', empresa que, posteriormente, sería conocida como Pixar. Pese a que en la película no aparece, Jobs también firmó acuerdos con Walt Disney, y colaboró en la creación de películas animadas. Entre ellas, Toy Story, que no hubiera podido salir a la luz sin su software de renderización, RenderMan.

Además, fundó la empresa 'NeXT Computer Inc.'. Y aquí es donde nos sitúa la cinta: en la presentación del NextCube, fácilmente reconocible por su forma: un cubo que el propio Jobs calificó de 'perfecto'. En una de las escenas, llega a explicar que dos de sus lados son levemente más pequeños, para que los ojos humanos lo vean como un cubo perfecto; si hubiese sido exactamente perfecto, nuestros ojos lo verían imperfecto debido a una anomalía óptica.

El cubo, ordenador de la empresa NeXT Computer

El cubo, ordenador de la empresa NeXT Computer


Monitor de diecisiete pulgadas, microprocesador Motorola 68030, memoria ROM de 128 KB, 8MB de RAM expandibles hasta 64 MB, disco duro de 40 MB... Y todo completamente sellado. Al maravilloso precio de seis mil quinientos dólares... No apto para cualquier bolsillo, desde luego.

Sus ventas fueron muy bajas: cincuenta mil unidades en los diez años que estuvo disponible. Pero, realmente, Jobs no pretendía crear un ordenador para ser vendido, ni mucho menos. Él pretendía crear un software, un sistema operativo que Apple necesitara adquirir. Y lo consiguió.

Crearon un sistema operativo adelantado a su tiempo, el primero en ser capaz de hospedar un servidor web. La interfaz era sencilla, plena de usabilidad, adaptada para que cualquiera pudiera llegar a usarla; y es que esta era la idea de Steve en todo momento: que todos pudieran usar un ordenador.

El 20 de diciembre de 1996, Apple anunció la compra de NeXT Software por cuatrocientos millones de dólares. La finalidad era poder actualizar el sistema operativo de las computadoras Macintosh; así fue como Steve Jobs volvió a Apple. El hijo pródigo regresaba a casa.

Tercer hito: iMac


Nos acercamos al final de la película: la presentación del primer iMac. Apple estaba en un claro declive cuando Steve Jobs regresó, así que este se decidió a recuperar el control total de la empresa, y conseguir que volviera a brillar.

El 6 de mayo de 1998, Apple lanzó el ordenador que cambiaría el mundo. Procesador PowerPC 750 G3 a 233MHz, una RAM de 32MB expansible hasta 128MB, pantalla de quince pulgadas, disco duro de 4 GB expansible hasta 128GB... Esta máquina estaba destinada a salvar a Apple de todos sus problemas, y lo hizo. Su precio fue también un dato importante, si lo comparamos con el precio de los dos productos anteriores: 1299 dólares.

Pese a que la película no llegue a mostrar ninguna de las presentaciones, y nos deje siempre a las puertas, en los camerinos, yo os comentaré algunos detalles de esta. Jobs se prodigó, mostrando los puntos más espectaculares del iMac. Cómo no, hizo hincapié en el cuidado diseño del ordenador; este siempre fue un aspecto de vital importancia para el creador. Un dato curioso es que, durante la presentación, Jobs explicó que la 'i' hacía referencia a: internet, individual, instruir, informar e inspirar.

Presentación del primer iMac

Presentación del primer iMac


Por supuesto, el iMac triunfó. Fue el producto que hizo que Apple alzara, de nuevo, el vuelo. Y, así, propulsó también la fama de Steve Jobs.

Espero que, con todos estos datos, podáis comprender mucho mejor la película. ¡Un poco de historia tecnológica nunca viene mal! Y, si ya la habéis visto, espero que os ayude a contextualizar. ¡Y espero que nos dejéis aquí vuestras opiniones al respecto!
0

Positivo:

Negativo: