/ noticias

CONSEJOS

Desarrolladores: Evitad cometer estos 4 errores habituales

Cuatro consejos útiles para desarrolladores. Con estas premisas lograrás ser mucho más productivo para sacar adelante tus proyectos.

Xose Llosa

31 de Julio de 2015

Después de horas de escribir código, innumerables noches en vela, mucho entusiasmo y quizá algo de frustración, ya estamos listos para publicar nuestra aplicación. En pocas semanas, nos damos cuenta de que no le está yendo tan bien como esperábamos: muy poca gente la ha descargado y los comentarios que estamos recibiendo no son alentadores.

Una buena noticia es que todavía hay tiempo de torcer la tendencia. Otra aún mejor es que tendremos muchas menos dificultades en monetizar nuestra próxima aplicación si evitamos los siguientes errores que se cometen con frecuencia:

1. Lanzarse de cabeza


No planificar equivale a planificar para el fracaso. Un error de muchos nuevos desarrolladores es lanzarse a desarrollar sin preparar antes borradores de:

- Un documento de especificación de los requisitos del software, en el cual se describan las interacciones que los usuarios tendrán con la aplicación.
- Un plan del proyecto, que especifique alcances, presupuestos y plazos.
- Un plan comercial, en el que se defina el público objetivo, sus comportamientos y circunstancias, y cómo se comercializará la aplicación. Debe delinear las metas de la aplicación y cómo alcanzarlas.
- Un diseño de sistema, en el cual se describa todo lo necesario para alcanzar las metas establecidas para la aplicación, incluidas la arquitectura, datos, módulos, etc.
-Todos son esenciales en el caso de desarrollar aplicaciones para clientes.

Mejorar en nuestro trabajo día a día

Mejorar en nuestro trabajo día a día


2. Crear aplicaciones demasiado complicadas


Las aplicaciones deben resolver problemas o satisfacer necesidades, pero hay desarrolladores que las crean para solucionar problemas propios más que los del público objetivo. También idean aplicaciones complicadas que buscan ser de todo para todos. Hay que conocer la finalidad de la aplicación y asegurarse de que cumpla bien su cometido.

3. Darse por vencido demasiado rápido y no aceptar opiniones


El mercado de las aplicaciones está saturado y a veces es difícil no desalentarse cuando los resultados no son los esperados. Pero cultivar nuevas aptitudes y aprovechar toda oportunidad para mejorar nuestra aplicación tiene su recompensa. Hay que prestar atención a las opiniones de los usuarios de la aplicación, en especial cómo creen que podría mejorarse, y servirse de esos comentarios para perfeccionarla al máximo.

4. Pasar por alto cuestiones técnicas


Hay que evitar los obstáculos que nos pueden presentar los descuidos técnicos. Por lo tanto, hay que asegurarse de:

Hacer copias de seguridad del trabajo. Es necesario usar un producto de control de versiones para registrar los cambios y retirar versiones específicas si algo sale mal.

No equivocarse en el formato del código. Un pequeño error podría impedir el acceso a toda la aplicación. La herramienta gratuita de desarrollo multiplataforma HTML5 XDK y el conjunto de herramientas de productividad INDE de Intel tienen editores de código integrados que simplifican y aceleran el ingreso de código fuente.

Familiarizarse con los estándares web y el SEO técnico. Los estándares web se relacionan con la interoperabilidad, la accesibilidad y la facilidad de uso de los sitios web, mientras que el SEO técnico ayuda a los motores de búsqueda a determinar de qué se trata un sitio o aplicación, e incluye cosas tales como mapas de sitio XML, páginas 404 y redireccionamientos 301.

Darles prioridad a las pruebas y la optimización. Antes de publicar una aplicación, hay que probarla en diferentes navegadores y dispositivos. Los usuarios se exasperan si la aplicación no funciona en su dispositivo o si tarda demasiado en cargarse. Intel Android permite probar aplicaciones de manera virtual en miles de dispositivos basados en Intel, gratis.

Hay que tener presente que escribir código es apenas una parte modesta de todo el trabajo. La mayoría del esfuerzo está en la planificación, la comercialización y las pruebas. Si se cumple bien con estos aspectos, el éxito estará a la vuelta de la esquina.

Vía: Software Intel

Te puede interesar

Comentarios

Sin comentarios