/ noticias

MASCOTAS VIRTUAL

Miles de mascotas virtuales en Second Life morirán a partir de hoy

Un juicio deja sin acceso a unos servidores para comprar comida virtual a unos conejos mascota.

Yago Rosa Fernández

20 de Mayo de 2017

Second Life es un sitio particular, uno de los primeros logros en un mundo virtual de cierta relevancia aunque a día de hoy los números no es que sean lo más grandes pero sigue manteniendo una comunidad base que de momento hace que merezca la pena seguir invirtiendo en ello. En su momento surgieron muchos negocios alrededores de Second Life y sigue habiendo unos cuantos pero hoy se acaba uno de mascotas virtuales de la forma más curiosa posible.

Ozimals

Ozimals



Esto empezó hace unos años con un proyecto económico denominado Ozimals, una serie de animales que se pueden criar entre los usuarios para emular a los especialistas en eugenesia de mascotas. Estos animales necesitan comer un producto virtual cada 72 horas o si no los animales entran en hibernación, lo que hace que el foco del negocio sea la compra de comida y dejen a los usuarios tener cuantos conejos quieran.

Sin embargo este servicio de comida cerró sus servidores el miércoles pasado por un batalla legal que no pueden ganar y les obliga a acabar con sus servicios haciendo que a partir de estas horas muchos conejos digitales dejen de moverse y de hacer prácticamente. Esto ha provocado un serie revuelo que literalmente significaría que miles de mascotas virtuales no saldrán nunca de hibernación, algo casi comparable al fallecimiento de una representación digital de un animal.

Skin embargo Ozimals no se ha quedado del todo quieto y ha dado una oportunidad para intentar salvar a cuantos conejos virtuales pueda. En los últimos días los poseedores de estos animales han podido ir recibiendo una serie de alimentos especiales que hacen que sus conejos no requieran nunca más de alimento y les hace estériles para no generar más animales que vayan a pedir un alimento que nunca más va a existir.

Una batalla legal acaba con la hibernación masiva de animales virtuales



El fondo del asunto es una batalla legal sobre el uso de marcas comerciales. El creador de estos animales está totalmente en contra pero no hay fondos para una batalla legal que igual no gana. Esto nos deja con menos mascotas virtuales y con una extraña premisa para alguna obra de ciencia ficción con algún que otro tinte filosófico sobre la inmortalidad, pero al menos siempre quedarán otros negocios de diversas moralidades en Second Life.

Comentarios

Sin comentarios