/ noticias

CUIDADO, SAMSUNG

Un Samsung Galaxy Note 7 ha explotado mientras se cargaba

Tal cual hemos podido saber, en el proceso de carga de este Galaxy Note 7 algo ha sucedido y... ha explotado.

Sergio Carlos González Sanz

25 de Agosto de 2016

Nosotros tampoco damos crédito con algunas de las noticias que tenemos que contaros de vez en cuando, pero la realidad siempre supera a la ficción y hay veces en las que no queda más remedio que contar con el máximo cuidado posible la información conocida. Si estás esperando a que llegue el mes de septiembre para hacerte con un Samsung Galaxy Note 7, has de saber que no eres el único, pues unos cuantos millones de aficionados a Samsung lo harán también con sus más de ochocientos euros preparados para ser invertidos en el que es posiblemente mejor Smartphone jamás creado.

Pero tienes que saber que ha habido un problema con él, porque en aquellos territorios donde ya está disponible -es decir, donde se está pudiendo comprar sin reserva- se ha identificado un caso bastante poco agradable de conocer en el que, por ciertos motivos, ha explotado. Una unidad del Samsung Galaxy Note 7 se ha convertido en un pisapapeles ardido, exactamente como veis en la imagen.

Un comprador del Note 7 ha tenido una mala suerte que no se la puede creer ni él, ya que su nuevo teléfono de más de 800 euros es ahora parte del cubo de la basura del servicio de atención al cliente de Samsung, ya que suponemos que será la firma surcoreana la que se hará cargo de este infortunio. El usuario asegura que lo único que estaba haciendo era cargar el terminal, pero que de repente explotó. Se estaba cargando con un cable conversor de micro USB a USB tipo C, y esto es algo que según los expertos no es buena idea... Y desde luego que no lo es...

Así se ha quedado el pobre

Así se ha quedado el pobre



Aun con todo...


Según los últimos analistas así como los expertos que han realizado pruebas de rendimiento en este Samsung Galaxy Note 7, se ha comprobado que el teléfono es una verdadera máquina de resistencia, con un cuerpo capaz de aguantarlo todo a pesar de que se le someta a condiciones realmente desfavorables. Durante los últimos días pudimos ver vídeos comparativos con los modelos rocosos de la propia compañía así como otros como el Moto Z, y la diferencia entre ellos era mínima teniendo en cuenta que el Samsung Galaxy Note 7 se vende como móvil Premium, no como un teléfono para aventureros. Esto es muy positivo, como también lo es que la pantalla del Note 7 haya sido catalogada como la mejor jamás hecha en un dispositivo portátil de consumo como es éste. El panel es un Super AMOLED de 5.7 pulgadas y una densidad de píxeles de 518 ppi en resolución 2K. Y aunque aparentemente sea igual que el panel de un Galaxy S7, la relación de luminosidad e interpretación tonal está por encima. Asimismo, también influye que Corning Gorilla Glass 5 hace que no se pierda ni un uno por ciento de calidad en el panel.

En lo que respecta al procesador, se queda con un Exynos 8890 o un Snapdragon 820, dependiendo de la región en la que estemos. Es de rigor decir que por fin tenemos ranura micro SD, algo que en la generación del año pasado, con el Galaxy S6, no era posible. Es de esperar que el Samsung Galaxy Note 7 se ponga a la venta en todo el mundo -sin reservas- en pocas semanas, aproximadamente en los primeros días de septiembre, a un precio que oscilará los 850 euros en la versión más honesta del terminal.

Eso sí, creo que para aquel entonces no estaría de más que Samsung haya asumido responsabilidad con lo sucedido en este modelo que ha explotado. Aunque se trate de algo anómalo, es siempre algo que suceda cuando suceda va a ser muy sonado; es como cuando hay un accidente de avión: hay miles de viajes cada día, pero cuando ocurre algo malo en uno de ellos se monta la catástrofe por el ruido y miedo que ello genera.

Fuente | Phone Arena

Te puede interesar

Gadgets relacionados

Comentarios

Sin comentarios