/ noticias

COSAS A MEJORAR

Los 3 errores fundamentales del Samsung Galaxy S7: no todo es la panacea

Samsung nos ha dejado a todos alucinados con su nuevo smartphone, pero hay cosas que t¡ene que mejorar para seguir en su camino para encontrar el smartphone perfecto.

Sergio Carlos González Sanz

22 de Febrero de 2016

El Samsung Galaxy S7 ya está aquí después de una presentación multitudinaria espectacular en la que hemos visto a gente como Mark Zurckerberg en el escenario y a la propia Samsung tomándose más en serio que nunca a sí misma como una de las piezas clave, uno de los pilares actuales en el ecosistema tecnológico. Pioneros en algunas cosas y rezagados en otras, pero el Galaxy S7 y su vertiente Galaxy S7 Edge han demostrado ser dignos sucesores de la sexta generación. Ahora bien, no todo es un camino de rosas y vamos a repasar a continuación los aspectos que consideramos alejan al terminal de ser perfecto; pues si bien ha evolucionado en muchos aspectos sigue teniendo otros donde no puede despistarse:

3 errores a destacar


El primer apartado es la batería, que ha mejorado de los 2550 a los 3000 miliamperios. Ahora prometen que tendremos autonomía para un día entero, pero viendo lo que ha hecho LG con el LG G5 creo que los también coreanos han dado un paso al frente y se han posicionado muy por delante de Samsung en este sentido. Solo con una funda de aquellas que incorporan batería podremos aumentar la autonomía del terminal, y eso no es algo por lo que todos estén dispuestos a pasar. Además, el hecho fundamental: Samsung Galxy S7 no tiene batería extraíble.

En segundo lugar, la extrema superioridad del Galaxy S7 Edge sobre la versión estándar. Hubo ocasiones en la presentación en que parecía que se estaban centrando únicamente en el Galaxy S7 Edge, restando mucho atractivo ante el que realmente va a vender más como es el Galaxy S7. Ellos saben por qué lo han hecho, pero si comparamos todas las ventajas de la versión Edge sobre la de tamaño más reducido hay cosas que saltan a la vista; no solo en la batería sino en las funciones de la pantalla, lo increíble que es esa pantalla con doble curvatura, las posibilidades de la misma, características que solo podremos gozar en la versión Edge... En los vídeos y fotografías aparece siempre en primer plano, pero el Galaxy S7 parece el hijo relegado de la familia y esto puede salirles caro.

Samsung Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge respectivamente.

Samsung Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge respectivamente.


Finalmente, el precio. La diferencia entre el Galaxy S7 y el Edge es de 80 euros (719 por 799); por ese dinero no merece la pena siquiera pensarlo a no ser que la pantalla de 5,5 pulgadas sea demasiado para ti. Por lo demás, no hay dudas de cuál merece más la pena. En mi opinión es otro error fundamental no haber apostado por, por ejemplo, 649 euros para poder además presumir que saldrá más barato que el Galaxy S6 en su momento.
Por lo demás, creo que todo han sido aciertos por parte de Samsung.

Dos monstruos tecnológicos


Ambos equipos, tanto el Galaxy S7 como su versión Edge, llegan el 11 de marzo con el nuevo y potente procesador Exynos 8890 de ocho núcleos, 4 a 2,3 GHz y otros 4 a 1,6 GHz con refrigeración líquida, una memoria RAM de 4 GB y 32 GB de memoria interna ampliable mediante tarjeta micro SD de hasta 200 GB, algo que se había pedido por activa y por pasiva y que hace muy atractiva la versión de menos almacenamiento. El lo que respecta a la cámara, decir que la trasera es de 12 megapíxeles con mayor apertura, brillo y tecnología Dual Pixel; la cámara frontal es de 5 megapíxeles y batería de 3.000 mAh y 3.600 mAh para los S7 y S7 Edge, respectivamente.

La pantalla del Galaxy S7 se queda en 5,1 pulgadas mientras que la pantalla del Galaxy S7 Edge aumenta ligeramente hasta las 5,5 pulgadas, ambas con tecnología SuperAMOLED con una resolución de 2.560x1.440 píxeles. Si nos fijamos detenidamente en la pantalla vemos que tiene los bordes curvados de la versión Edge, pero ahora se agruparán iconos de notificaciones en dos filas en lugar de una; a su vez, ambos terminales cuentan con la función Always On, similar a la del LG G5, que permite visualizar reloj y notificaciones con la pantalla siempre encendida sin aumentar el consumo.

Ambos smartphones llegan con certificación IP68, lo que garantiza resistencia al agua y el polvo, una característica ausente en las anteriores versiones S6 y que se habían filtrados días atrás tal como os contamos en Gadgetos. Igual historia para el bienvenido de vuelta slot para tarjetas microSD.

No menos importante es que los Galaxy S7 y S7 Edge estrenan la función Samsung Pay para pagar directamente con el móvil en España y Reino Unido como países pioneros. Los nuevos buque insignia de Samsung llegarán al mercado el próximo 11 de marzo en cuatro colores (blanco, azul, plateado y dorado) con unos precios de 719 euros para el Galaxy S7 y de 799 euros para el Galaxy S7 Edge. Si lo reservas te llevas las gafas de Realidad Virtual de Samsung, las Galaxy VR. Personalmente creo que va a ser uno de los grandes pelotazos del año por todo lo que se ha mostrado, así que podemos esperarnos cualquier cosa a nivel de ventas y récords de unidades vendidas viendo la expectación que ha rodeado a la presentación y todas las mejoras implementadas en el terminal.

Te puede interesar

Gadgets relacionados

Comentarios

Sin comentarios