/ noticias

NUEVO LANZAMIENTO

Samsung anuncia oficialmente el Samsung Gear S2

Samsung anuncia, tras decenas de rumores, su nuevo smartwatch: el Samsung Gear S2. Estilo clásico y deportivo en un reloj inteligente con e-sim y una batería que llega a durar hasta tres días.

Jaime López Rodríguez

03 de Septiembre de 2015

Desde el Samsung Galaxy Unpacked lo veníamos anticipando, y con la proximidad del IFA 2015 no nos extraña para nada en realidad. La surcoreana ha anunciado oficialmente su nuevo smartwatch, el Samsung Gear S2, del que tanto se rumoreaba últimamente y que hasta ahora había llevado el nombre en clave de 'A'. Así, a dos días del evento tecnológico en el que posiblemente lo veamos en práctica, se nos ha dado a conocer los elementos que compondrán este nuevo wearable que hará la competición a Apple Watch y Moto 360.

Un vistazo más a fondo del aspecto 'clásico' del nuevo reloj

Un vistazo más a fondo del aspecto 'clásico' del nuevo reloj


Con semejanza a los clásicos relojes deportivos, el Gear S2 intenta camuflarse pareciendo uno de muñeca corriente. Un bisel giratorio -el protector típico de la circunferencia de la esfera- se establece como imagen central del smartwatch que, junto a sus dos botones, será ejecutado por un OS personal de Samsung. Samsung's Titen surge a favor de mantener el sistema operativo clásico de los relojes de la compañía en detrimento del aun no tan extendido Android Wear. Aun así, no dispondrá por ello de menores ventajas, pues la tecnología NFC está incluída para pagos -muy del estilo de Apple pay- acompañando a una ranura e-SIM para realizar llamadas y otras tareas sin necesidad de tener el teléfono justo al lado. Para completar la receta, un procesador de 1.0 GHZ y 4GB de espacio de almacenaje ponen la puntilla final a este reloj de 11.4mm de espesor que mantiene una línea estética esbelta y deportiva.


Completa autonomía


Lo que lo hace destacar sobre sus competidores es su autonomía. La tecnología NFC para pagos, su e-sim para llamadas y conexión a internet sin sincronizarse al teléfono lo establecen como el único smartwatch capaz de seguir funcionando sin la eterna necesidad de su 'hermano mayor'. Por otro lado, y por si esto fuera poco, su enorme batería le permite llegar a la duración de 2 y 3 días -dependiendo del uso- que evitará tener que estar cargándolo cada noche.

Te puede interesar

Comentarios

Sin comentarios